“Antes de juzgar a alguien hay que conocerlo”

Eddy Villanueva, un árbitro que respeta y se hace respetar.

48 años. De San Martín de Porres, Lima, Perú. Llegó a Barcelona hace 24 años. Su pareja es española y es padre de 3 chicas. Trabaja como coordinador de la liga de fútbol sala amateur Nosmovemos. Fue jugador y árbitro de fútbol profesional. Su pasión, no podía ser otra, es el fútbol y el deporte en general. Un fin de semana cualquiera puede ver los nueve partidos de Primera División, fútbol brasileño, Formula 1 y tenis. Frase: “El secreto de la felicidad no es hacer siempre lo que se quiere, sino querer siempre lo que se hace” – Tolstoi.

Eddy

Respeto

Eddy es una persona entrañable que reúne un sinfín de cualidades, de ahí que sea un tipo tan querido y admirado por todos. Sin embargo, hay una que quiero destacar por encima de las demás: el respeto. Con los años, desde la posición de árbitro, ha desarrollado el verdadero significado de respetar: “aceptar y comprender tal como son los demás”. Y es que en un deporte tan chabacano como el fútbol, si quieres que te respeten hay que aprender primero a respetar. Por eso da tanta importancia a la “actitud y educación” de cada uno hacia el otro. Su testimonio, una vida llena de superación, ímpetu y humildad es un claro ejemplo de respeto. Aprovechemos ahora que empiezan tantas liguillas de fútbol para, ya sea como jugadores o como aficionados, parecernos todos un poco más a Eddy.

Toda una vida dedicada al fútbol…

Así es. Llegué a jugar profesionalmente en Segunda División peruana antes de venirme a Barcelona con veinticuatro años. Aquí los inicios fueron duros pero en un campeonato de barrio me hice famoso y fiché por el Mallorca B. Después de un par de años me pasé al fútbol sala, fiché por el Sant Andreu que militaba en la que sería la División de Plata actual y estuve jugando hasta los treinta y siete…

Y entonces te dedicaste al arbitraje.

Me encontré con que los árbitros a los que fastidiaba como jugador eran los jefes de la Federación de Fútbol Sala. En el fondo me apreciaban y me dieron carta blanca para arbitrar. De hecho, al cabo de un año gané el premio a mejor árbitro profesional de Cataluña.

¡Qué honor!

Sí. Me catalogaron como una “cabra loca”, pero en el buen sentido, no paraba de correr, siempre seguía la jugada. La verdad es que me fui ganando un respeto y me fueron ascendiendo de categoría hasta que sufrí el accidente en 2007.

¿Qué pasó?

Un fallo humano en la empresa de cosmética en la que trabajaba por entonces entre semana. No pusieron el freno a la máquina de producción y me cortó dos dedos de mi mano diestra; por suerte pude salvar el resto. Ahí se acabó mi andadura como árbitro profesional…

¿Decisión propia o ajena?

A veces tienes que saber hasta dónde has llegado… La Federación se portó muy bien conmigo y me ofrecieron seguir pero no quería perjudicar a nadie. Preferí que se quedaran con un buen recuerdo mío a deteriorar mi imagen por no poder hacer bien todas las señalizaciones.

Debió ser duro…

Estuve unas semanas deprimido. Luego vi que no podía seguir así y que mi vida no tenía por qué cambiar radicalmente. Así que decidí continuar con el arbitraje amateur. Vosotros, la gente de la liga, fuisteis quienes me hicisteis olvidar la lesión.

¡La liga no sería lo mismo sin ti!

Con la broma esta temporada que empieza va a ser la 18ª arbitrando en Nosmovemos. Muchos ya no me tenéis sólo como “Eddy árbitro” sino también como “Eddy amigo”, es lindo.

¿Qué es lo que más te gusta de la liga?

No dejar de conocer nunca a los jugadores. Me he llevado tantísimas sorpresas…

Cuéntanos alguna.

Hay equipos que vienen a divertirse y, aunque se lleven un saco de goles, siempre se van contentos a casa. Había un equipo al que le metían unos veinte goles por partido y cuando les marcaron el gol 100 en contra le dieron un premio –habían comprado un trofeo- al jugador contrario que les hizo el gol.

No me lo creo…

Creo que es un gesto que no volveré a ver jamás.

La pasión se vive por dentro.

Sí. La verdad es que las apariencias engañan. Me he encontrado jugadores muy agresivos dentro de la cancha que nunca hubiera imaginado que luego, fuera de ella, tuvieran un carácter tan bondadoso. Por ello, he aprendido a no juzgar a los jugadores por su aspecto, antes hay que conocerlos.

¿Tenemos dos caras?

No creo que sea algo malo. El fútbol es un deporte pasional y muchas cosas influyen, desde que el contrario defienda duro a que hayas tenido un mal día en el trabajo. Lo importante es que, pase lo que pase, se quede en el campo.

Si bien los árbitros soléis pagar los platos rotos…

Ser el blanco de las iras y críticas forma parte de nuestro trabajo, hay que aceptarlo. Hay veces que te darían ganas de ser el sheriff y expulsar a varios pero uno aprende a contenerse y a dejar a un lado el orgullo. Nunca te puedes poner al mismo nivel que el jugador.

¿Hace falta mayor respeto, no?

La verdad es que personalmente tengo un buen concepto de los jugadores. Hay muchos que pierden la compostura por su fuerte carácter o ganas de competir pero no pasa nada, están en caliente, hay que entenderlos. Eso sí, lo importante es que al acabar el partido vengan a pedir una disculpa. Eso les honra como personas.

¿Y les perdonáis?

Los árbitros perdonamos y olvidamos. Hayas hecho lo que hayas hecho en un partido no creo que ningún árbitro la tome contigo en la próxima jornada.

Al final conseguirás que dejemos de veros como a un enemigo…

Lo que pasa es que cuando eres jugador no entiendes a los árbitros. Yo ahora me doy cuenta de que no tenía razón cuando discutía con ellos hace años. Los árbitros no vamos a perjudicar a nadie, sólo queremos que el partido se realice lo mejor posible, de forma justa.

Lástima que algunos pequéis de afán de protagonismo.

Todos los árbitros nos hemos equivocado y lo seguiremos haciendo, es mucho más complicado de lo que crees. Hay que tomar decisiones para bien o para mal en milésimas de segundo y el ímpetu te puede traicionar. Sin embargo, cuando tocas el silbato no puedes rectificar.

Dicen que es de sabios…

Aprendí a que todo lo que cobras muera en tu ley. Eso no significa que cuando acabe el partido, si me he equivocado, reconozca y diga mi error.

¿Alguna propuesta para mejorar el arbitraje?

Pues creo que si dejaran opinar a los árbitros post-partido recibiríamos aún más críticas, pero servirían para mejorar.

¡Que vaya bien la liga Eddy!

Igualmente. Jueguen, jueguen, jueguen.

 

P.D: Si quieres tener un recuerdo de esta entrevista en forma de camiseta con la frase “El secreto de la felicidad no es hacer siempre lo que se quiere, sino querer siempre lo que se hace”, click aquí.

Anuncios

12 pensamientos en ““Antes de juzgar a alguien hay que conocerlo”

  1. Qué grande leer una entrevista de Eddy! Los que hemos jugado varios años en la liga de NosMovemos guardamos un gran recuerdo de él. Nuestro equipo, Los Paquetes, apreciábamos a Eddy por ser mucho más que un árbitro. En fin,gran árbitro y mejor persona. Felicidades de nuevo Juan!

  2. Eh que pasa tio??!! Que buena entrevista no?? hahahaha! Gran árbitro y mejor persona Eddy. Gracias por tantos y tantos años de fútbol y risas. Gran entrevista de nuevo Juan! Jueguen jueguen juegueeeeeeeeeeeeeen

  3. Grande Eddy!!! Mucho mejor persona que arbitro pero no se puede tener todo! jajajaaj.
    Gran parte del exito de la liga Nosmovemos se debe a tu empuje, ganas, simpatia y dedicación; y que dure mucho más,

    Un abrazo.

  4. Eddy! ¿Pensabas que me había olvidado de leerla? No quería ser PESADO!jajaja Fantástica entrevista! Si NosMovemos es lo que es, es gracias a tu carisma y respeto que muestras ante todo y ante todos! Keep going!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s